Deberes en verano, mi opinión

Más que deberes en verano me refiero ejercicios, actividades, juegos… que nos ayuden a repasar lo aprendido durante todo el curso, que mis hijos todavía soy muy pequeños para tener esta obligación durante las vacaciones.

Por supuesto creo que los niños tienen que disfrutar de sus vacaciones y con los años que tienen mis hijos (cinco y tres años) no es edad para que se pasen una hora todas las mañanas sentados en la mesa repasando temario.

Pero por otro lado también creo que durante estas vacaciones, estamos hablando de dos meses y medio en los que es muy fácil olvidarse de lo que han ido aprendiendo, hay que repasar un poquito.

deberes en verano

Por ejemplo Leo esta aprendiendo a leer. Si durante estos dos meses y medio no escribe ni lee lo que hasta ahora ya sabe supongo que llegará mediados de Septiembre y no se acordará.

Que una vez empezado el curso se ponen al día en pocas semanas también es cierto, pero si lo llevan repasando todo el verano no les costará nada volver a coger el ritmo.

Cómo he dicho antes no se trata de sentarles obligatoriamente todos los días diez o quince minutos para que repasen, ni quitarles de jugar para eso pero si que lo tomen como una actividad más durante el día, que hay mucho tiempo para hacer de todo! Y si un día no hacen nada pues tampoco hay que darle más vueltas.

Para Gonzalo le pedí este libro de actividades que me han enviado desde Boolino.

Aprende con TEO (más de 3 años)

cuadernos de verano

Lo cierto es que me gusta mucho, esta repleto de actividades para colorear, para unir parejas, laberintos, repasar lo punteado para formar números… es justo lo que busco con divertidos dibujos de Teo, seguro que lo conocéis porque estos dibujos ya los había cuándo yo era pequeña 🙂

Su precio es de 4,95€ y podéis obtener más información en la página de boolino (os dejo el enlace)

Y para Leo he preferido sacarle varias fichas, de hecho fue una actividad conjunta. Durante un par de mañanas entre los dos hemos ido preparando un cuaderno de vacaciones, unas hojas para colorear, otras de letras, otras de silabas aunque de lo que más he sacado ha sido de sumas, le encantan!!!

Al despertarse lo primero que me dice antes de buenos días es ¿cuánto es… ? oye y entra en bucle y no para! jaja

No se trata de adelantarles materia, yo no quiero que si por ejemplo en el cole han trabajado las letras P – M – L y S,  empiece el curso con la T y R aprendidas (por poner un ejemplo) salvo que sea él quién me vaya pidiendo aprender cómo es en el caso de las sumas.

Mi intención no es que cuándo llegue Septiembre sepa más que lo que sabía en Junio pero si pretendo que no se le olvide y a esta edad es muy fácil hacerlo a través de juegos, ir leyendo carteles, sumando matriculas… ¿Quién no ha jugado a eso?

Supongo que para niños más mayores, hacer deberes en verano es un rollo, porque en muchos coles lo plantean casi cómo una obligación. Pero yo también lo veo como una buena oportunidad para que los niños se pongan al día en materias que controlan menos. Veremos que opino cuándo mis hijos sean más grandecitos, que no sería la primera vez que con esto de la maternidad cambio de opinión 🙂

 

¿Y vosotr@s que opináis sobre los deberes en verano?

14 comentarios en “Deberes en verano, mi opinión

  1. Nosotros hemos comprado libros de actividades para lo mismo. Además las vacaciones son muyyy largas (para mi!) y es una buena forma de no olvidarse las cosas.
    Imagínate! A mi en dos semanas de vacaciones se me olvidan las claves del trabajo! No quiero pensar ellos en dos meses y medio!

  2. La maestra de UNMF dijo en la última reunión que repasáramos lo aprendido y a mí me pareció fatal, imagínate ya me parece mal que trabajen tanto durante el curso para que además nos pida que lo hagan en verano.
    Lo que si es verdad, es que en nuestro caso, tenemos la suerte de que para mi rubio un lápiz y un papel es su actividad favorita y aunque ha estado todos estos días sin querer saber nada del tema…pobre jejejej, ahora lleva 3 o 4 días que ha vuelto a escribir y leer. Eso sí, yo jamás le obligo, él lo tiene todo a su alcance y cuando quiere y le apetece lo hace sin estrés, que para eso está de vacaciones jejejeje y son aun tan pequeños, ya tendrán tiempo de estudiar en verano.

    • Hombre no os están diciendo que trabajen 5 horas al día!
      Yo si que veo conveniente que dedican un par de ratos a la semana para repasar.

      En casa el papel y el lápiz es una de las actividades favoritas en todas las épocas del año, así que en ese sentido no les cuesta nada hacer una ficha o lo que sea. Yo prefiero que repasen con juegos, pero también me gustan que sean conscientes de que tienen que repasar.

      Una cosa es que te lleves los libros de vacaciones a la playa y otra que en casa hagas alguna tarea, además así no pierden el hábito.

  3. A ver, el verano es muy largo y yo creo que hay tiempo para todo.
    No creo que haya que obligarles a hacer deberes, pero si que es verdad que no les viene mal repasar alguna cosita.
    Por ejemplo Alejandra que este año aprendió las tablas de multiplicar, pues las repasaremos pero de manera divertida y con juegos.
    También me gusta que lean un poco cada día, aunque sean 15 minutos.
    El año pasado encontré en Tiger unos libros de actividades chulísimos y sin darse casi cuenta repasaban un monton de cosas.

    • Después de lo que les cuesta aprender por ejemplo las tablas de multiplicar, me parece una tontería echarlo a perder durante estos meses, que esta claro que en Septiembre lo retoman y en pocas semanas están al día, pero si no se les olvida lo tienen más fácil.

      Yo desde luego recuerdo el rato de hacer actividades en el cuadernillo cómo una actividad más del verano, para nada cómo algo pesado y aburrido. Y si les cuesta pues mediante juegos y ya está.

  4. Hay tiempo para todo ¡y para aprender divirtiéndose también! Yo tengo algunas ideas de este estilo en mente, pero por ahora el verano está transcurriendo de una forma tan tranquila que me estoy reservando todos estos cartuchos para cuando ya no haya campamento y hayamos vuelto de las vacaciones playeras. ¡Ahí necesitaré toda la inspiración posible!

  5. Pues yo coincido contigo, de hecho le he comprado a Redondo unos cuantos cuadernillos rubio para que haga alguna hoja de vez en cuando. Pues cuando los recibimos resulta que le encantaron! Se sentó en su mesa y debió estar tranquilamente una hora entera con ellos, pintando, repasando, escribiendo… la verdad, no creí que le fuese a gustar tanto!

  6. Nosotros tenemos unos cuadernos de inglés y bueno, por el moemnto, será lo que hagan. Hasta mañana están con campamentos de verano, empezará el lunes con los cuadernos, 10 minutos, no más, y de vacaciones no nos lo llevaremos pero a la vuelta, que van a estar todo el día conmigo, retomarán cudernos, jugarán, verán la tv, piscina, casa de los abuelos, hay tiempo para todo! les viene bien!!!! ahh, y Alfonso sí que le he cogido un libro para leer…de los Futbolísimos, así que lo leerá encantado!

    • Seguro que ese libro no le cuesta nada leerlo jaja

      Yo también creo que hay tiempo para todo, y unos días estarán diez minutos, otros cinco y otros se estarán media hora entretenidos con los cuadernillos y fenomenal.

      De vacaciones yo tampoco los he llevado, pero una vez en casa un ratito vienen muy bien.

  7. ¡¡¡Hola!!!! Yo de pequeña hacía actividades de Teo(ya tiene años el niño) y mis hijos igual, o leían libros, escribíamos cuentos inventados…un poco pero poca cosa que es verano. A día de hoy cuando aprueban todo en mayo se olvidan y solo leen, jejeje.
    Feliz semana.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: